I’d like to learn more about Campaign Creators!

Nueva normalidad: los cambios que el Covid-19 dejará en la industria de los restaurantes y bares

map_cambios_covid_restaurantes_bares

En el siguiente artículo te compartiremos algunos de los posibles impactos a largo plazo de la pandemia por Covid-19 en la industria de los restaurantes y bares.

En la industria de los restaurantes y bares este es un momento fundamental para mirar hacia el futuro, identificar cuáles serán los impactos que a largo plazo dejarán la pandemia y el aislamiento social en la industria es la clave para preparar mejor los negocios, procesos, portafolios y equipos de trabajo para sobrepasar esta situación.

Cómo planeamos, cómo compramos, cómo nos comunicamos, cómo colaboramos y cómo interactuamos con los consumidores cambiará. Por eso, tanto los propietarios como los miembros del staff de un bar o restaurante deben descubrir cómo responder a este post-Covid o “nueva normalidad” como se le está llamando.

Cambios en los Consumidores

El impacto del coronavirus en los consumidores lo podemos agrupar en al menos 6 puntos donde se darán cambios. Algunos de estos cambios ya están tomando forma ya que los consumidores luchan por ajustarse a este nuevo entorno, mientras otros emergerán con el tiempo a medida que avancemos hacia el post-Covid.

  • Incremento en el uso de domicilios:
durante la crisis, muchos consumidores se han visto “obligados” a usar el servicio de domicilios para seguir recibiendo desde casa los productos que más disfrutan de los restaurantes. Esta “prueba forzada” dará como resultado que más consumidores se sientan cómodos con el servicio y se traducirá en un mayor uso de domicilios a largo plazo.

 

  • Seguridad alimentaria:
los consumidores cada día están más informados y precavidos con la manipulación de sus alimentos y por conocer de dónde provienen, cómo se cultivaron, criaron y procesaron los mismos. Esta necesidad de información y conocimiento será adoptada como una buena práctica al largo plazo.

 

  • Desinfección y sanidad:
es probable que los consumidores sigan usando desinfectantes, antibacteriales y sigan lavando sus manos constantemente. Además, esperan que los restaurantes y bares les suministren estos implementos de sanidad. La auto desinfección de las sillas y mesas se convertirá en rutina para muchos.

 

  • El pickup o takeout:
esta será una gran opción ya que es conveniente, la comida es más caliente, fresca y no tendrá contactos adicionales. Este modelo ganará participación de mercado frente a las opciones de los domicilios.

 

  • Mejora en el empaque para llevar a casa:
el embalaje deberá ser a prueba de manipulación garantizando la salubridad del producto y debe mantener la temperatura, humedad y la presentación de los alimentos, sabemos que es una tarea difícil pero la experiencia de los consumidores a través del domicilio cambiará completamente.

 

  • La alta cocina en el mundo del delivery:
los restaurantes de alta cocina normalmente preparan poca comida para llevar y esto está cambiando. La demanda de los consumidores por estos lugares continuará y también su deseo de llevarla a casa.

 

Cambios en los establecimientos

Los establecimientos tienen la gran tarea de adaptarse a los cambios en el comportamiento de los consumidores debido al Covid-19. Estos son los principales elementos para este cambio:

  • Reducción de la industria:
lamentablemente muchos restaurantes cerrarán sus puertas y las cadenas están cerrando unidades de bajo rendimiento ya que no son viables. Tendrán que enfrentarse a una reducción en la industria no solo de restaurantes si no de la cadena de valor que los apoya, incluyendo distribuidores, proveedores y empresas de servicio.

 

  • Disminución en la apertura de nuevas sedes:
Los planes de expansión se verán reducidos y deberán centrar sus acciones en la reconstrucción y reacomodación de sus negocios existentes.

 

  • Nuevas prácticas de desinfección:
la seguridad alimentaria y la desinfección serán una prioridad para los consumidores que visiten restaurantes y bares. Por lo tanto, también una prioridad para los propietarios y el staff. Se deben introducir prácticas de desinfección más amplias y estrictas para el manejo de alimentos y la desinfección de todo el lugar.

 

  • Aumento del abastecimiento local:
ahora la dependencia de fuentes extranjeras se percibe como más riesgosas. Así que es la oportunidad perfecta para que los proveedores nacionales tomen el mando, pero deben asegurarse de que sus carteras y capacidades puedan cumplir con las expectativas de los operadores.

 

  • Take-out o pickup de productos:
gracias al nuevo escenario del distanciamiento social, podemos esperar ver nuevas soluciones eficientes e innovadoras que rápidamente ganen fuerza. El take-out se volverá más popular ya que le permite al operador controlar mejor el proceso y proporciona un mayor nivel de servicio al cliente, mejor calidad de los alimentos y limita la interacción entre el consumidor y el staff. También se percibe como más seguro (y más sanitario) que los domicilios.

 

map_restaurantes_socialmente_distantes

  • Restaurantes socialmente distantes:
el objetivo de cumplir con el distanciamiento social es uno de los retos que los propietarios deben buscar cumplir, esto lleva a pensar en un escenario que tendrá “restaurantes socialmente distantes”. Habrá una interacción mínima, pero con mejor calidad.

 

En tiempos de cambios rápidos y drásticos aquellos que se adapten liderarán el camino a seguir por la industria. Si bien los consumidores, operadores y fabricantes toman las cosas día a día, es importante recordar que también debemos mirar hacia el futuro para determinar el mejor curso para la industria.

Si quieres seguir al día con tendencias, noticias y novedades en referentes a la industria de los restaurantes y bares suscribete a nuestro newsletter.

 

Texto basado en el informe de Bruce Reinstein and Tim Hand de Kinetic 12 Consulting en asocio con International International Foodservice Manufacturers Association.

 

suscríbete
a nuestro
magazine